Cárcel y Cultura
14 de marzo de 2017

Arte hijo de la prisión

Desde que la cárcel apareció como institución que encierra personas por largos años, además de ser un sistema social complejo producto de paradigmas socio-culturales, también ha sido un nicho para la resistencia subjetiva y la supervivencia desde lo más sublime de lo humano.

Por: Angélica Fierro - Monitora CIPC

Esto es, la incomparable capacidad de crear abstracciones estéticas cuyo origen es la catarsis de los afectos.

 

En una actitud que reconoce que no hay sólo una dinámica de relaciones conviviendo en la cárcel, con las siguientes tres muestras de arte hechas desde las prisiones del mundo, queremos visibilizar los actos de re significación que han hecho personas privadas de la libertad de sus cuerpos, para mostrar que incluso en las condiciones de vida más arduas, la humanidad encuentra maneras de hacerle un himno a su magnificencia.

 

1.      Poema de un prisionero anónimo

Prisión de Baumettes en Marseille, Francia

Abajo, un suelo cubierto de residuos,
son basureros vaciados en las ventanas,
alimentos, botellas o vestiduras.

En frente, un muro de piedra.

Pasillo de ronda y cámaras
apuntando sobre mi celda.

Al lado, un grueso cable de púas
con los alambres eléctricos conectados
y láminas de rasurar erguidas en alto.

Finalmente, un poco de cielo.
Un pedazo apenas lo suficientemente grande

como para ver el humor del tiempo.

La libertad está allá.
Bajo los ruidos de las llaves
o afuera de los grandes cilindros
mezclados de lluvia o de
gentes que gritan.

 

Ver poema en idioma original AQUÍ 

 

2.      La creación es el espacio de la libertad. “Prisión Da vinci”

Chris Wilson

“Cuando la libertad de los cuerpos es negada y las comodidades y distracciones de la vida cotidiana no están, el ingenio crece” Es lo que dice Chris Wilson quien fue un prisionero inglés que encontró en el arte una manera de hacerse libre aun estando en la cárcel.

En este cortometraje el expresa sus sentidos y experiencias, click AQUÍ

 

3.      Diario de una prisionera

Publicación anónima en un blog de la web. Ver fuente original AQUÍ 

“  Hace 7 meses que me encuentro aqui encerrada en estas cuatro paredes, Diciembre ya llego. A mi llegada aqui me recibieron con una paliza, he estado en muchas peleas y todas las he ganado pero esta vez perdí, pero mas que perder una pelea, perdí mi vida, perdí las esperanza, perdí la fé, perdí la libertad.

Todos los días aqui son iguales, mi unica distraccion es un pequeño televisor y de vez en cuando leo. Los unicos días diferentes son los días de visita en donde viene mi familia y mi mama, en esos momentos se me olvida todo, donde estoy y cuanto tiempo llevo en este encierro, siempre deseo que esos dias sean eternos para estar siempre con mi mama, luego que ella se va todo vuelve a la normalidad, todo es igual, solo me queda un amargo sabor a felicidad y una tristeza que me embarga.

La celda donde me encuentro es muy pequeña, aqui convivimos 5 mujeres incluyendome, solo tiene una pequeña ventana que da hacia el calabozo de los hombres. Dormimos en colchonetas, yo duermo pegada a la pared. Aqui he aprendido muchas cosas, a veces, la gente habla del sentido de supervivencia y la mayoria no saben a que se refiere y aqui aprendi lo q es eso, aqui hay que pelear por un plato de comida por un cubo de hielo, porque te dejen un rato mas para bañarte, simplemente pelear para ganarte el respeto de los demas presos, hay que aprender a sobrevivir, aqui la vida es diferente, aqui no hay Ley.

A pesar de todo no me quejo me han tratado muy bien tanto mis compañeras de celda como los hombres, soy la bebe para todos ellos, aqui cumpli mis 21 años y a pesar de estar lejos de mi familia y de las personas que amo, mis compañeras de celda se encargaron de hacerme olvidar todo, la pase bien.

La persona que amo?? desde que estoy aqui ella (si ella es mujer) no ha venido a verme, a veces pienso que ya no me ama, ella me dice que no ha venido porque no se siente preparada, que no quiere verme asi, etc; yo la entiendo no es facil pero debo decir que siempre me llama, me escribe, está pendiente de mi y me recuerda siempre lo mucho que me ama, yo se que aun me ama y confio en ella, tambien tengo contactos alla afuera que me informan todo lo que ella hace y hasta los momentos todo marcha muy bien, ella es muy buena persona y es de buena familia, hace como 4 meses quizo venir a verme pero no se pudo porque mi mama venia temprano (mi mama no la acepta), desde entonces me ha dicho siempre que va a venir pero ahora soy yo la que no quiero que venga, no quiero que me vea en estas condiciones, no quiero que pase por el vergonzoso requizamiento (mandan a la gente a desnudar), simplemente no quiero que venga aunque me estoy muriendo por verla, aún la amo como desde el primer día nada ha cambiado, ella y mi mama son mis fuerzas para salir de aqui.

El tiempo sigue pasando y yo todavia aqui, no se si las leyes no sirven ( de eso estoy casi segura) o es que los aogados que tengo son malos, sólo me queda esperar, no he matado a nadie, tampoco he robado, pero la justicia aun no llega a mi, mientras seguire soñando con el día que me den mi tan anhelada LIBERTAD para regresar al lado de mi madre y de mi esposa que amo tanto. Las amo a las dos…”
Tomado literalmente el día 13/03/2017